¿Por qué la ballena es el animal más grande del mundo?  - Billiken
 

¿Por qué la ballena es el animal más grande del mundo? 

ballena
Según un reciente estudio, las ballenas tienen dimensiones gigantes debido a cuatro genes que evolucionaron durante los últimos 50 millones de años. 
+ Interesante
+ Interesante

A pesar de que en la antigüedad existieron especies mucho más grandes, en la actualidad la ballena es el animal más grande del mundo, con ejemplares que pueden tener una longitud de 29 metros y pesar hasta 180 toneladas. 

Pero, según los resultados de un estudio reciente, los antepasados de estos cetáceos tenían dimensiones corporales muy inferiores, que se mantuvieron intactas en el delfín o en la marsopa, por ejemplo. 

Entonces, ¿por qué este animal evolucionó en una especie gigantesca, a diferencia de otras con las que comparte un árbol genealógico similar? ¡Simple! Porque desarrolló cuatro genes especiales. 

También te puede interesar > ¿Por qué una ballena no es un pez?

¿Cuáles son los genes que modificaron el tamaño de la ballena? 

Aunque sea complicado de imaginar, los antepasados de la ballena, que surcaron los mares hace más de 50 millones de años, eran pequeños en comparación a las especies más grandes de la actualidad. 

Es por eso que, durante décadas, especialistas han realizado trabajos intensos para intentar descifrar por qué se produjo un cambio evolutivo tan impactante. Y, gracias trabajo realizado, se llegó a la respuesta indicada. 

Sucede que la ballena tiene cuatro genes inéditos (GHSR, IGFBP7, NCAPG y PLAG1) que fueron identificados como los responsables de haber producido el gigantismo en estos animales marinos. 

La ballena y su salto característico.

¿Qué estudios permitieron descifrar esta incógnita sobre las ballenas? 

Si bien existieron múltiples investigaciones que permitieron conocer los datos mencionados, el trabajo más importante fue el que realizó la investigadora Mariana Nery y sus colegas en la Universidad de Campinas, Brasil. 

Este equipo de profesionales tomaron como punto de partida la composición genética de 19 especies de ballenas, de las cuales siete superan los 10 metros de longitud:

  1. Cachalote.
  2. Ballena de Groenlandia.
  3. Ballena gris.
  4. Ballena jorobada.
  5. Ballena franca del Pacífico Norte.
  6. Rorcual común.
  7. Ballena azul. 

Acto seguido, concentraron sus estudios en nueve genes: cinco están relacionados a las hormonas de crecimiento de cada cetáceo y los otros cuatro asociados al aumento del tamaño corporal en animales ungulados (que tienen las patas terminadas con pezuñas) como vacas y ovejas. 

Finalmente, los resultados de la investigación arrojaron que los genes GHSR, IGFBP7, NCAPG y PLAG1, son los principales responsables de que estos animales desarrollen un cuerpo enorme. 

Imagen sumergida de una ballena.

¿Por qué estos genes de la ballena pueden ser nocivos? 

No hay dudas de que el tamaño de una ballena no perjudica a la especie en términos de reproducción o supervivencia. Pero, el reciente estudio sobre sus dimensiones, también confirmó que los genes mencionados pueden ser nocivos. 

También te puede interesar > ¿Sabías que la ballena franca austral fue declarada “Monumento Natural” de Argentina en 1984?

Sucede que el GHSR es capaz de controlar aspectos del ciclo celular y, al mismo tiempo, el IGFBP7 actúa como supresor en varios tipos de cáncer. Por lo tanto, su combinación aumenta las posibilidades de que las ballenas puedan contraer esta enfermedad.

    Vínculo copiado al portapapeles.

    3/9

    Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

    Ant Sig