Villa Epecuén y un espectáculo de aves - Billiken
 

Villa Epecuén y un espectáculo de aves

En estos días, miles de aves colmaron el pueblo bonaerense en su paso migratorio hacia Canadá
+ Interesante
+ Interesante

Villa Epecuén, pueblo ubicado en el partido bonaerense de Adolfo Alsina, quedó en ruinas luego de una gran inundación en el año 1985. No obstante, resiste el paso del tiempo y se ha convertido en una atracción turística tras esfuerzos por seguir generando recursos económicos, turísticos y naturales.

El fin de semana pasado, sus vecinos recibieron una particular visita: una colonia de aves llenó el paisaje en su paso migratorio, el cual realizan una vez por año hacia Canadá.

Villa Epecuén teñida de blanco por las aves
La bandada cubriendo el lago Epecuén

A pesar de que ya es una costumbre para los habitantes del lugar, indican que fue sorpresiva la cantidad de aves que llegó en esta ocasión. Estos falaropos, o también conocidos como pollos de mar, y los flamencos eligen para volar, alimentarse y descansar en su paso por Epecuén el lago que lleva el mismo nombre. A pesar de que suelen recibir aves todos los tipos, los vecinos indican que el mayor espectáculo se lo llevan los falaropos.

Falaropo descansando en un lago

“Nunca había visto tantos falaropos juntos en el mismo lugar. Siempre se ven en grandes bandadas, pero era incalculable la cantidad", comentó Daiana Castro a Página 12. "Cuando emprenden vuelo y forman una especie de ola es maravilloso. Incluso si el ambiente es silencioso, como pasa en el lago, se puede escuchar el sonido similar al de una ola de mar”, agregó. Daiana es una gran conocedora del fenómeno. Su madre es Viviana Castro, la fundadora del Club de Observadores de Aves, y además guardaparque y protectora del lugar.

También te puede interesar > Epecuén, el pueblo inundado que se convirtió en una atracción turística

    Vínculo copiado al portapapeles.

    3/9

    Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

    Ant Sig